UNA NOTA DE HERNÁN LEONEL

“Ojala que un debate como el que se va a realizar pueda ser unificador de proyectos y que todos podamos trabajar en una misma línea, voy a estar ahí y espero estar a la altura de las expectativas”

A pocos días de las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (PASO) que se llevarán a cabo el próximo 11 de agosto y que darán a conocer, como resultado, a los candidatos que competirán en las elecciones generales de octubre, éste medio dialogó con Fernando Casset, actual presidente del Consejo Deliberante y precandidato a Intendente por el frente Juntos por el Cambio. La interna que enfrenta con Rita Salleberry (actual secretaria de gobierno y precandidata a Intendente por el mismo espacio). “La última vez que hablé con ella fue unos diez días antes del cierre de lista”, comenta Fernando y agrega: “Hasta último momento creía que se podía dar una lista de unidad […] de todas maneras estoy convencido que nos vamos a encolumnar todos detrás del objetivo más importante que es ganar en octubre”. Y hablando de octubre, el precandidato aseguró su presencia, si la lista que encabeza gana las internas, en el debate que se realizará a principio de ese mes en el Salón Auditorio de la Universidad Nacional de Luján. “Voy a estar ahí y espero estar a la altura”, comentó y añadió: “Ojala desde el mismo debate salgan puntos en común y no solo la crítica y la confrontación “.
-¿Cómo se transita el día a día con la campaña?
-Es difícil. Fue estresante el cierre de lista. Es muy energizante el dialogo con el vecino aún con el que está enojado y con el que descree resulta ser muy fructífero. Conjugar eso con lo demás no es fácil. Mi familia me respalda, si bien no pensamos todos iguales y vivimos en una casa plural todos apoyan éste proyecto y cada uno va produciendo los relevos en la distribución de tareas.
-¿Estamos en el pico más alto de la campaña?
-De las PASO sí. Creo que la que vendrá será distinta con más confrontación de proyectos. Queremos que los votantes de Juntos por el Cambio puedan decidir que representación más los identifique de cara a las elecciones de octubre donde se va a venir una confrontación de modelos.
-¿Por qué crees que se llegó a las internas?
-Por varios motivos, algunos referidos a cuestiones personales y otros de carácter político. La negativa del Intendente a no ser candidato sumando a la buena elección que realizamos en el 2017 nos hizo iniciar un camino para llegar con ésta posibilidad, en ese mismo camino nosotros construimos una base solidad dentro de la Unión Cívica Radical y por otro lado la existencia del mismo de frente de un sector que entendió que podía plantear otra alternativa. Desde mi mirada, creía que se podía dar una lista de unidad y que en ella podía tenerme como un buen representante del frente y sigo pensando que es bueno ya que el votante que no es militante del partido así me lo manifiesta, pero al mismo tiempo entiendo y es legítimo que alguien que tiene otra visión dentro del mismo espacio pueda confrontar las mismas en unas elecciones sanas y democráticas.
-¿Hace mucho que no hablas con Rita Sallaberry?
-Un tiempo, más allá de habernos cruzado y nos hemos saludado, la última vez fue unos diez días antes del cierre de lista.
-Los dos cuentan con el apoyo a nivel provincial y nacional
-La Gobernadora respalda a todos los candidatos que hay dentro del espacio. Hay 19 o 20 distritos en la provincia de Buenos Aires donde hay confrontación dentro del Frente Juntos por el Cambio pero no se va a ver un favoritismo por ningún precandidato. Todos vamos para el mismo lado.
-¿Después de las primarias?
-Vamos a trabajar juntos para octubre. Más allá de que fue traumático no haber logrado la lista de unidad, entiendo que el camino que estamos recorriendo en las primarias es sano y con el enfoque claro de ver quién es el mejor para representar al frente. Entiendo que nadie va a poner bajo ninguna circunstancia sus intenciones personales por delante y si nos hemos sometidos a un proceso democrático es porque estamos todos de acuerdo y transcurrido ese proceso nos vamos a encolumnar todos detrás del objetivo más importante que es ganar en octubre y luego gobernar bien a partir del 10 de diciembre.
-Hay muchos vecinos que están enojados con el actual gobierno y vos perteneces al mismo espacio.
¿Cómo se le explica que una futura gestión tuya va a ser distinta?
-Lo primero que nosotros hacemos es admitir los problemas que hay, por ahí escucho a algunos precandidatos que niegan la realidad y que buscan convencer al vecino que tiene la calle intransitable que porque se hizo otra obra no debe pensar que su problema es menor. Por eso reconocemos lo que se hizo mal y también decimos que en éste gobierno que estuvo a cargo del municipio los últimos ocho años, es un gobierno que ha tenido distintas experiencias en el Ejecutivo, que ha sido un bloque muy sólido en el Consejo Deliberante pero que en el Ejecutivo no siempre se ha trabajado coordinadamente. El espacio al cual pertenezco reconoce aciertos y también tiene disconformidades con la gestión del Intendente. Es más, el Intendente tiene el derecho y las facultades legales para ser candidato una vez más y no solamente no han querido serlo sino que desde el radicalismo no se lo hemos pedido...
-Ya había un preacuerdo igual.
-Sí, pero si Oscar (Luciani) hubiese decidido ser candidato nosotros lo hubiésemos enfrentado. Caso distinto de otros sectores del frente que dicen, hasta hace poco tiempo que él era el único candidato que hubiese garantizado la unidad. Esto último no es así.
-¿A quién te referís con otros sectores?
-La he escuchado a la secretaria de Gobierno diciendo que si el Intendente lanzaba su candidatura ella no se presentaba. Yo no creo eso y se lo he dicho a Oscar (Lucinani) que si el decidía ser candidato nosotros íbamos a competir internamente porque creemos que podemos armar un proyecto superador y le va a ser muy bien al frente tener una alternativa distinta en diciembre a lo que ha sido el gobierno hegemonizado por la unión vecinal y desde el radicalismo hemos trabajado mucho, tenemos equipo, propuestas y creo que tenemos muchas condiciones para hacer las cosas mejores de las que se han realizado, reconociendo todo lo bueno y sabiendo que hay muchas deudas pendientes que deben ser resueltas y que creemos poder resolver.
-¿El no haber podido concretar un plan turístico es una de las deudas?
-No haber podido cambiar el aspecto de la zona turística y no poder ejecutar el plan que está es una gran deuda.
-Si el Ejecutivo lo tiene, ¿por qué no se lo implementa?
-Porque nunca llegó a ser tratado en el Consejo Deliberante. No sé si está en etapa de proyecto técnico o como una propuesta, ese es uno de los obstáculos para ser tratado. La Cámara de Turismo lo pensaba como un gran acuerdo de todos los sectores políticos y que ese acuerdo fuera convalidado por el Consejo Deliberante pero nunca fue enviado desde el Ejecutivo al Consejo y sin eso no hay consenso y sin el consenso no se implementa. Lo que haremos el 10 de diciembre es buscar el proyecto y tratarlo para que tenga la fuerza del consenso político y el compromiso de no interrumpirlo sin importar que partido éste gobernando.
-¿Si te toca ganar las primarias, vas a participar del debate que se está organizando en la UNLu?
-Sí, por supuesto. Voy a estar ahí y espero estar a la altura
-¿Qué te generó cuando viste la noticia?
-Me entusiasmó mucho la idea, me parece muy saludable sobre todo que desde un ámbito con una imparcialidad incuestionada como lo es la Universidad Nacional de Luján se nos invite y que nos predispongamos a la discusión. Uno no debe ver el debate como un retroceso sino al contrario. Es más, ojala desde el mismo debate salgan puntos en común y no solo la crítica y la confrontación. Me encantaría que una vez terminado el mismo, todos podamos compartir un proyecto y trabajar en una misma línea. Que es lo que pasa en el Consejo Deliberante, no en el debate pero si en el trabajo de comisiones. Me parece que la imposición nos limita a llegar a acuerdos. Ojala que un debate como el que se va a realizar pueda ser unificador de proyectos.
-Siempre fuiste de escuchar a la oposición y buscar el bien común.
-El peronismo y otras fuerzas políticas tienen hombres y mujeres muy capaces y que no pueden ser desaprovechados y esperar cuatro años para aportar sus virtudes cuando sean o no gobierno. Nosotros lo hicimos en la conformación de nuestra lista. Cuando Héctor Griffini queda afuera de la competencia porque su lista no podía participar, a mí me pareció que Héctor no era una persona que podíamos desaprovechar los lujanenses porque tiene ya, en el hoy, muchas cosas para aportar. En un gabinete uno no debe cerrase ni siquiera a los socios que tiene dentro del frente sino que debe tener una amplitud de criterio.
-Y eso que Héctor Griffini es peronista
-Por eso mismo, no veo mal que él tenga su ideología y que eso no imposibilite que forme parte de un mismo equipo de trabajo. ¿Por qué la trama política lo va a dejar afuera, cuando es un joven que tiene mucho para aportar? Y como a él conozco a muchas personas que militan en otros espacios y que pueden ser muy útiles a una futura gestión y ojala pueda tener la posibilidad de convocarlos y que me digan que sí. Me parece que nadie tiene el patrimonio de la verdad ni la exclusividad de las soluciones, al contrario, nadie que intentó solucionar algo por si solo lo logró. La complejidad de los problemas que tiene Luján exige complejidad en la trama de la solución. Los problemas de la gente no son de los peronistas o de los radicales, es de todos.
-¿Cómo te ves luego de las PASO y después del 10 de diciembre?
-Después de las PASO muy fortalecido, creo que nos va a dar una proyección de mucha fortaleza frente al proceso electoral de octubre y el 10 de diciembre me voy a ver un poco cansado (risas) pero con un enorme entusiasmo ya que vamos a tener mucho por hacer […] me parece que la realidad de Luján es como un gran amasijo de arcilla para moldear y para trabajar y si nosotros le devolvemos rápidamente autoridad, presencia y cercanía al Estado Municipal vamos a poder hacer enormes transformaciones.